Dieta anticelulítica, Eliminar la celulitis

Cavitación celulitis (combatir la celulitis)

Cavitación estética para eliminar la celulitis. Tratamientos anticelulíticos



Cavitación: Cavitación estética para eliminar la celulitis

Cavitación celulitis para eliminar la celulitis. Cavitación estética
La cavitación es un tratamiento para reducir la celulitis, que utiliza ultrasonidos. No duele, no necesita anestesia. Funciona.

¿Qué es la cavitación?


La cavitación es una técnica innovadora para la reducción no quirúrgica principalmente de la celulitis y de la grasa localizada (adipocitos), que utiliza ultrasonidos de baja frecuencia (de 30 a 70 KHz). Es un método eficaz y seguro, no invasivo, sin dolor y sin efectos colaterales, que consiste en diluir ambulatoriamente la grasa en seguridad, sin anestesia y tiempo de convalecencia.

Información sobre la cavitación


Antes de someterse a una cavitación es imprescindible conocer toda la información referente a la misma: en qué consiste, las resultados, el precio de la cavitación, los efectos no deseados...

Cavitación: Cómo funciona la cavitación celulitis


El tratamiento de cavitación, en pacientes sanos, prevé generalmente una sesión a la semana. En práctica, la cavitación con ultrasonidos de baja frecuencia tienen tres efectos principales sobre la grasa: 1. aumento de su fluidez y expulsión de los ácidos grasos de las células adipocitos; 2. rotura de la adipocidad; 3.
desfibrosis a través de la acción mecánica desfibrinolítica en la masa del tejido presente en el hipoderma.

La cavitación, si se realiza correctamente (potencia adecuada) es, repetimos, altamente selectiva con respecto al tejido adiposo, y ningún otro órgano o tejido resulta alterado y elimina las células adiposas permanentemente de manera no invasiva e indolora.

Mediante el paso del cabezal en el área a tratar, los Ultrasonidos de baja frecuencia producen la “cavitación” focalizada, atacando al tejido adiposo y determinan la creación de las pompas en el área de tratamiento a nivel del estrato adiposo y el aumento mecánico de las pompas que causan la rotura mecánica de las membranas celulares de los adipocitos, con la liberación en el líquido intersticial entre las células de los triglicéridos que están contenidas en estas (que ocupan hasta el 75% del volumen de la adipocidad), que serán eliminados por el cuerpo a través de un proceso metabólico natural (emuntorios fisiológicos: riñón, sistema linfático y sistema venoso; y en parte utilizados por el metabolismo energético) en los 4-5 días sucesivos al tratamiento. La lipiduria se obtiene sobre todo en las primeras 24 horas y no se verifica a partir de las 36 horas; tiene su pico alrededor de la 18a hora. Cavitación celulitis: Cavitación estética

Cavitación: Resultados de la cavitación estética de celulitis


Los resultados de cavitación son muy buenos en el tratamiento de la celulitis. Los mejores resultados se obtienen en la cavitación de áreas adiposas no muy extensas. Los resultados son poco visibles en celulitis de antigua fecha. También, los resultados obtenidos son buenos en la eliminación de la adiposidad localizada (es decir, la presencia de un tejido particularmente rico en células adiposas respecto a otras zonas del cuerpo), y la eliminación de la antiestética grasa localizada en barriga, muslos y michelines. En estos casos casi una parte de la grasa corporal se concentra en específicas regiones que se vuelven preferentes para acumular lípidos en exceso.

El tratamiento de cavitación se considera definitivo en las zonas de aplicación directa, pero se debe considerar repetible en el tiempo, cuando los adipocitos que quedan hayan aumentado de volumen por factores externos.

Cuando realizar la cavitación para eliminar la celulitis


Se recomienda utilizar la cavitación estética en los siguientes casos: 1. Remodelación de la silueta; 2. Reducción del aspecto de piel de naranja y eliminación de los fibro-nódulos adiposos de la celulitis; 3. Oxigenación y revascularización de la piel asfíctica; 4. Drenaje de los líquidos retenidos; 5. Reactivación de la circulación periférica; 6. Absorción de principios activos revitalizantes o lipolíticos; 7. Mejora del tono y de la elasticidad de los tejidos.

Cavitación: Un método indoloro para combatir la celulitis


Los tratamientos de cavitación son indoloros y no invasivos, de todas formas después de la primera aplicación, a veces, puede surgir en la zona tratada un edema de grado leve-moderado y localizado que puede durar de media unos 10 días.Dicho principio encuentra aplicación en el mundo de la medicina estética en máxima seguridad, tanta que la cavitación desarrollada en el tejido humano es suficientemente potente para crear daños a las células del tejido adiposo pero no suficiente para hacer que la micropompa generada se cargue de tanta energía como para dañar tejidos, órganos, músculos y vasos sanguíneos.

Zonas tratables: todas las áreas en las que haya grasa en exceso, excluyendo rostro, cuello, mamas femeninas,  glúteos,  piernas,  brazos,  abdomen,  rodilla (región medial),  muslos y  zona lumbosacral.

Cavitación: Etapas de eliminación de la celulitis con cavitación


Los líquidos irradiados con ultrasonidos producen pompas. Estas pompas oscilan, creciendo progresivamente durante la fase de expansión de la onda sonora y se restringen durante la fase de compresión. Durante la cavitación, las pompas sufren un violento colapso que da lugar a presiones y temperaturas muy altas.
Cavitación: Cavitación estética de celulitis

Foto cavitación: monitorización con microscopio electrónico del efecto de cavitación en la celulitis.
1) estructura base del tejido adiposo antes de la cavitación, 2) inmediatamente después del inicio, 3) durante el tratamiento (después de 5 minutos), 4) licuefacción de las células de grasa, 5) grasa licuefacta y microvasos no dañados por el efecto de cavitación, 6) emulsificación.

La secuencia temporal de la acción de la cavitación en los adipocitos se puede esquematizar de la siguiente forma:
1. después de 40 segundos del inicio del tratamiento se asiste a un aumento del número y del tamaño de las pompas de cavitación;
2. después de 1 minuto de tratamiento se observa un aumento exponencial del número de pompas;
3. después de 2 minutos de tratamiento con la confluencia de un gran número de implosiones inicia la destrucción de las células adiposas;
4. después de 3 minutos de tratamiento se observa un aumento del área de destrucción del tejido adiposo;
5. después de 4 minutos la emulsificación y la rotura de los triglicéridos contenidos en los adipocitos lisados y destruidos alcanza el máximo (ver figura 6).

Cavitación: Productos empleados en la cavitación celulitis


La sesión de cavitación estética o quirúrgica se desarrolla en sus principales pasos de la manera siguiente:
1. definir y evaluar las áreas de tratamiento;
2. ofrecer y hacer firmar al paciente un documento de consentimiento informado (ver anexo) acerca del mismo tratamiento antes de iniciar las sesiones de cavitación;
3. trazar con un lápiz dérmico negro las áreas a tratar; obviamente se delimitan las superficies de forma simétrica en cada lado del cuerpo:
4. efectuar una refertación fotográfica adecuada antes, durante y después del tratamiento (fotografía corporal superficie frontal, lateral derecha e izquierda y posterior);
5. utilizar el gel de acople en la piel, en cantidades adecuadas, poniendo atención a que éste se encuentre siempre presente bajo el cabezal en cantidad adecuada entre cabezal y piel.
6. sesión de máximo 15 minutos por zona en función de su tamaño (que puede repetirse si estamos tratando grandes áreas, pero que no debe de ninguna manera superar los 30 minutos totales de tratamiento. Las sesiones deben realizarse semanal- quincenalmente (uso con hidrolipoclasia) y con 1-3 sesiones de seguimiento y mantenimiento cada 6 meses.

Cavitación: Para quiénes está recomendado para eliminar la celulitis


Cada terapia médica debe suministrarse con adecuado criterio, por lo que el suministro de ultrasonidos con efecto de cavitación no se debe proponer, por ejemplo, a quien tiene problemas metabólicos (hipertrigliceridemia, hipercolesterolemia) y vasculares, o sufre diabetes, hepatopatías, nefropatías y embarazo.

Cavitación: Contraindicaciones de la cavitación para la celulitis


La cavitación debe evitarse en personas con: 1. insuficiencia renal; 2. insuficiencia hepática; 3. patologías vasculares activas: trombosis y tromboflebitis; 4. insuficiencia venosa extremidades inferiores; 5. pacientes en tratamiento con anticoagulantes; 6. portadores de marcapasos u otros sistemas electrónicos implantados; 7. posible o seguro embarazo; 8. pacientes extremadamente obesos o con enfermedades activas, especialmente con problemas cardiacos; 9. hipertensión arteriosa; 10. pacientes epilépticos; 11. diabetes mellitus; 12. pacientes con prótesis metálicas u otros medios de síntesis magnetizables; 13. dislipidemia (hipertrigliceridemia, hipercolesterolemia); 14. pacientes transplantados; 15. en proximidad de la médula espinal.

Cavitación: Diagnóstico de la celulitis a eliminar con cavitación


Cada mujer requerirá unas sesiones de cavitación adaptadas a su celulitis (dura, edematosa o flácida), a la localización y a su asociación a otras patologías (venosa o linfática), por eso es importante hacer un buen diagnóstico con un especialista en cavitación estética de la celulitis. Cavitación celulitis: Cavitación estética

La primera visita al especialista en cavitación estética


Durante la primera visita, se evidencian los cúmulos de tejido adiposo con al menos 2 cm de espesor, se informa a los pacientes acerca del tratamiento y se realiza un screening médico con el que se excluyen los pacientes con problemas dislipidémicos, con enfermedades hepáticas, con enfermedades autoinmunes y tumorales, y patologías cutáneas en las áreas a tratar. Todos los pacientes se fotografían de pie.

Es fundamental aconsejar a la paciente beber al menos 1,5 - 2 litros de agua al día a partir de la semana antes de la sesión para estimular la acción depurativa del hígado y riñones. Los mejores resultados se obtienen en pacientes que necesitan un remodelaje de modesta lipodistrofia de muslos, de los trocánteres y del abdomen y que tengan un cutís tónico y elástico y con tejido adiposo consistente y compacto, aunque se pueden tratar otras zonas como el interior de los muslos, rodilla, tobillo y la región pectoral en el hombre afectado de pseudo-ginecomastia.

Desarrollo de la sesión de cavitación para eliminar la celulitis


El día de la sesión el paciente se coloca cómodamente en una camilla, previamente se dibuja la región con acumulación de tejido adiposo marcando las áreas a tratar con lápiz dermográfico; se aísla con telas de cirugía la zona a tratar y se cubre de gel conductivo para ultrasonidos que facilita la difusión de las ondas del ultrasonido. Las zonas interesadas con acumulación adiposa se someten a 2-3 tratamientos realizados a distancia de un mes el uno del otro para obtener el resultado deseado con una reducción de 4-5 cm por paciente. Los pacientes se evalúan cada vez que se realiza el tratamiento, de pie y siempre en la misma posición, marcando la región a tratar de manera que corresponda al tamaño y a la forma de la lipodistrofia.

celulitis Zona interna del muslo, rodilla interna, tobillo interno:
• 1 tratamiento a la semana durante 4-7 tratamientos; 
• potencia 40-70%;
• tiempo de tratamiento por zona 7-10 minutos moviendo lentamente el cabezal en el área interesada;
• tiempo total de tratamiento unos 40 minutos;
• sesión de mantenimiento: 1-3 tratamientos cada 6 meses.

celulitis Abdomen, muslos, espalda, brazo (región lateral y posterior):
• 1 tratamiento a la semana; 
• potencia pulsada 50-70% por 7-10 minutos de tratamiento; 
• tiempo de tratamiento por zona 7-10 minutos moviendo lentamente el cabezal en el área interesada;
• duración del tratamiento total 40 minutos aprox; 
• sesión de mantenimiento: 1-3 tratamientos cada 6 meses.

Resultados de la cavitación para eliminar la celulitis


En general, como media y según el sujeto tratado, después de la primera sesión de cavitación se eliminan en torno a 1,5-2 cm de circunferencia en las zonas trocantéricas, peritrocantérica, abdomen, y muslos, interior de los muslos; de 03-1cm a nivel de la región interna de la rodilla, del tobillo y del brazo. Donde fuera necesario efectuar un tratamiento más incisivo, es posible realizar infiltraciones incluso de simple solución fisiológica o agua bidestilada en el tejido adiposo que volvería la zona a tratar más hidratado, consintiendo un desarrollo mayor del fenómeno de la cavitación. Claramente los efectos dependen de la entidad y del tamaño de áreas a tratar. En nuestra experiencia se ha determinado óptimo una sesión cada 7 – 10 días por un total de 4 - 6 sesiones, con posibilidad de repeticiones del ciclo, siempre que fuera necesario.

Después de la cavitación, está siempre aconsejada la actividad física de soporte, y un tratamiento con masajes drenantes a distancia de 2-3 días (presoterapia o linfodrenaje) para favorecer la expulsión de toxinas.Habitualmente se potencia el drenaje con la prescripción de fármacos homeopáticos drenantes y activadores del sistema linfático.Fundamental es el control de la fuerza del ultrasonido, ya que un no adecuado suministro puede llevar a degeneración del tejido adiposo con dolencia de la parte tratada y hoyos; es posible, si las sesiones son numerosas o demasiado cercanas, el desarrollo de eritema cutáneo o incluso úlceras.

Inconvenientes de la cavitación estética para la celulitis


A veces pacientes particularmente predispuestos, pueden advertir un ligero silbido (que en raros casos puede llevar a la suspensión del tratamiento mismo, pero solo cuando el silbido resulta insoportable y produce dolor de cabeza). Habitualmente, el silbido está unido a aparatos menos sofisticados con la emisión de frecuencias menos puras y a veces por debajo del límite de lo audible (< 20KHz). Es, de todas formas, un evento excepcional ya que normalmente la frecuencia percibida por el oído humano está comprendida entre 50 Hz y 16-20 kHz, mientras los ultrasonidos de baja frecuencia tienen un valor de frecuencia superior a los 16-20 KHz.

Efectos secundarios: Si se observan los parámetros correctos, con los criterios de exclusión de pacientes indicados en los párrafos precedentes, los efectos colaterales son ausentes o mínimos. Se pueden verificar de todas formas, episodios inherentes a leves edemas (puede durar hasta 7/15 días) o equimosis en la zona tratada, en sujetos más sensibles y con altas dosis.